Los nuevos monitores en red de LG mejoran la eficiencia y reducen costes

  • Actualizado
  • 12/11/2009

LG Electronics, proveedor líder de soluciones empresariales, ha dado a conocer sus innovadores monitores en red. Estos monitores han sido diseñados para reducir en gran medida los costes, ya que permiten a múltiples usuarios compartir de forma simultánea un único ordenador, de la misma forma que si estuvieran utilizando diferentes PC.

Los ordenadores actuales son tan potentes que la amplia mayoría de las aplicaciones sólo utilizan entre el dos y el cinco porciento de la capacidad media del ordenador.  Los monitores en red de LG aprovechan la capacidad no utilizada de los ordenadores, y permiten que hasta 11 usuarios compartan un mismo PC sin que esto ponga en peligro el rendimiento, la estabilidad o la velocidad de sus tareas. Estos monitores incluyen teclado, ratón y conexiones de audio. El PC central sólo precisa una tarjeta PCI para conectarse a los monitores y crear múltiples espacios de trabajo virtuales.

“Esta es una solución ideal para pequeñas empresas, colegios, oficinas gubernamentales, bibliotecas, autoescuelas y centros de llamadas que necesitan ofrecer prestaciones informáticas y que también deben tener en cuenta los costes, el mantenimiento y el impacto medioambiental de los dispositivos”, ha afirmado Francisco Ramírez, Director de Business Solutions de LG España. “En una reciente encuesta independiente realizada a directores de TI, un 70% de los entrevistados afirmó tener interés en una solución de este tipo, siempre que no afectara al rendimiento general del sistema”, concluye Francisco Ramírez.

Rentabilidad: mejora el rendimiento de la inversión realizada
Los monitores en red de LG ofrecen unos ahorros importantes en comparación con los PC tradicionales. Estos monitores eliminan la necesidad de que todos los usuarios cuenten con su propio ordenador en sus respectivas mesas de trabajo y, además, hace que no necesiten utilizar servidores caros que ocupan un gran espacio. Asimismo, su empleo puede reducir los costes de las actualizaciones en un 60% como mínimo, además de disminuir los costes de mantenimiento en un 70% como mínimo, en comparación con las soluciones alternativas.

Eficiencia energética: reduce el consumo de energía
Además de sus beneficios para las finanzas empresariales, los monitores en red de LG también permiten minimizar el impacto medioambiental. Como el sistema sólo necesita un único ordenador central, consume un 90% menos de energía que una solución basada en múltiples ordenadores. Los monitores también generan menos calor que los PC convencionales, lo que ayuda a reducir costes adicionales en refrigeración.

Eficiencia laboral: reduce los costes de mantenimiento
Una ventaja más es la mayor facilidad para el mantenimiento. Como hasta 11 monitores pueden conectarse a un único PC, también podemos disfrutar de la correspondiente reducción en el tiempo que el personal de TI tiene que dedicar a reparaciones, instalaciones de parches, actualizaciones e instalación de software. Asimismo, el personal de TI responsable del despliegue y mantenimiento de una solución de monitores en red no necesita tener una experiencia técnica específica, porque el sistema utiliza un ordenador estándar como equipo central, en vez de un servidor.  Además de esto, los monitores son mucho menos complejos que los ordenadores de sobremesa completos, lo que les hace ser más fiables y más fáciles de configurar que los equipos que se utilizan en una red tradicional.

LG ha desarrollado sus monitores en red en colaboración con NComputing, un proveedor cada vez más importante de soluciones de virtualización para equipos de sobremesa, con sede en Silicon Valley. NComputing es líder en soluciones de virtualización de bajo coste para equipos de sobremesa y ha conseguido recientemente el premio a las Innovaciones en Diseño e Ingeniería en el CES 2009.

Los monitores en red de LG son compatibles con los sistemas operativos Microsoft Windows y Linux, y han sido diseñados para satisfacer las necesidades de una amplia gama de sectores y organizaciones, entre los que se incluyen pequeñas empresas, hospitales, colegios y oficinas gubernamentales. Los usuarios pueden encontrar estos dispositivos en diferentes tamaños y estilos, incluyendo equipos con pantallas panorámicas y estándar, y se pueden conectar mediante conexiones RJ-45 o VGA convencionales, para facilitar así su flexibilidad.

Los monitores pueden adquirirse a través de los proveedores autorizados en mercado.